EL ARCHIPIÉLAGO Y EL NIVEL DEL MAR


Por Manuel Medrano

La extraordinaria belleza de nuestro territorio costero no siempre ha sido valorada en toda su dimensión por los nativos que la habitan, nunca se han percatado de los daños colaterales que le infringen al entorno marino, y a todo el ecosistema, con una actitud que dista mucho del sentido de pertenencia que deben tener con su propio hábitat. Desde la época en que la pesca con dinamita se practicaba asiduamente, atentando contra el sistema coralino, el robo de la arena de la orilla de la playa para utilizarla para la construcción, la contaminación del cuerpo de agua marina, arrojando toda clase de basura y las mortecinas. Hasta la realidad que se vive hoy con la erosión de las playas y la constante agresión al cuerpo manglarico.

Se hace necesario promover la toma de conciencia de las comunidades para que cuiden y protejan las riquezas naturales y la paisajística del maravilloso entorno, con que los privilegia la naturaleza, y proteger el medio ambiente para la supervivencia de la vida humana y la vida de la flora y la fauna.

Con motivo del Calentamiento Global, el aumento del nivel del mar estaría afectando el ecosistema en la Isla de Múcura, que hace parte del Archipiélago de San Bernardo, ubicado frente a Rincón del Mar, en el municipio de San Onofre. Y las 200 personas que habitan en Puerto Caracol, en dicha Isla están expuestas a sufrir las consecuencias del aumento del nivel medio del mar como resultado del Calentamiento Global, un fenómeno acelerado, entre otras, por la tala del manglar y la extracción de arena, contribuyendo a la aceleración del proceso en poco tiempo.

La geógrafa Karen Acero Pinzón, magister en medio ambiente y Desarrollo del Instituto de Estudios Ambientales de la Universidad Nacional, terminó recientemente una investigación en la isla y concluyó que existen evidencias de islas con las mismas características de Múcura, que han desaparecido y pueden proyectar un escenario futuro preocupante si no se toman las medidas necesarias. “Lo que hicimos fue mirar en los 7 sistemas, cuáles eran los servicios eco-sistémicos que se podían ver degradados o disminuidos por el fenómeno del ascenso del mar”, afirmó. “El 61% de los 82 servicios eco-sistémicos de la isla van a resultar degradados por este fenómeno climático. El ambiente, definido como la relación entre las culturas y los eco-sistemas, evidenció para la cultura negra que habita en la isla la existencia de una relación más estrecha y un mayor conocimiento de los ecosistemas de manglar, las lagunas y los arrecifes coralinos”, dijo la investigadora.

Los servicios eco-sistémicos, están relacionados con la provisión a través de las maderas de manglar, la diversidad de pesca como alimentos en los arrecifes coralinos, la función reguladora de barreras de protección contra la erosión brindadas por los pastos marinos, los arrecifes de coral y los manglares y algunos servicios culturales como el turismo de playa, la educación ambiental y la observación de aves.

En Colombia la zona de mayor afectación por el aumento del nivel del mar es, la Costa Pacífica, la Costa Caribe y las Áreas Insulares Malpelo, Gorgona, San Andrés y Providencia, el Archipiélago de San Bernardo y las Islas del Rosario. El Archipiélago de San Bernardo está conformado por las islas, Boquerón, Isla de Palma, Mangle, Tintipán, Ceycen, Cabruna, Maravilla, Múcura y el Islote.  Algunas de estas islas pertenecen al Parque Natural Islas Corales del Rosario y San Bernardo, un parque submarino que alberga la plataforma más extensa de coral del Caribe Continental Colombiano. El archipiélago de San Bernardo, está ubicado frente al Rincón del Mar y no en el Golfo de Morrosquillo como aparece en Wikipedia, y todo el mundo lo afirma.

Anterior CARIBES INMORTALES
Siguiente EN UN PAÍS IDIOTIZADO HAY QUE RELEER A EDUARDO GALEANO

Sin Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *